Las mayores y más rentables empresas de EE.UU. pagaron una pequeña parte de los impuestos que les corresponderían según la tasa oficial de fiscalidad para empresas, advirtió el lunes un estudio divulgado por la Oficina de Rendición de Cuentas (GAO, por sus siglas en inglés).

 

 

 

A través de deducciones permitidas y vacíos legales, las grandes empresas gozaron de una tasa tributaria del 12,6%, muy inferior a la tasa federal del 35% que rige para las ganancias empresarias.

 

Los datos afloran en medio de fuertes críticas a las tácticas que algunas firmas usan para tributar menos. En mayo, el Subcomité de Investigaciones del Senado examinó las técnicas de Apple, en especial el uso de subsidiarias en el exterior, para evadir miles de millones en impuestos. En una audiencia en el Capitolio, el CEO de Apple, Timothy Cook, afirmó que su empresa cumplía con todos los requisitos de las leyes fiscales y había pagado todo lo que legalmente debía, tanto en EE.UU. como en el exterior.

 

El senador demócrata Carl Levin, que preside el Subcomité, y el republicano Tom Coburn encargaron un estudio sobre el tema. El informe confeccionado por la GAO, el brazo de investigaciones del Congreso, se centró en empresas con más de 10 millones de dólares en activos y en lo que pagaron entre 2008 y 2010, aunque no hizo foco en ninguna firma en especial. Los hallazgos, junto con los anteriores datos sobre Apple, podrían complicar el intento de que se reforme el tratamiento a las empresas en el código fiscal federal.

 

Las empresas sostienen que hay que revisar el sistema de impuestos a las corporaciones porque las tasas fiscales en los EE.UU. son muy superiores a las de otros países desarrollados. Agregan que sus empresas pagan impuestos en otros lugares del mundo.

 

Pero legisladores como Levin dicen que el tema es mucho más complejo. El informe constató que aun computando los impuestos pagados en el extranjero, los provinciales y los locales, la tributación de las grandes empresas llegaba sólo al 16,9% de su ingreso total, todavía muy lejos del 35% oficial.

 

“A algunas multinacionales estadounidenses les gusta quejarse del 35%, pero lo que no les gusta admitir es que casi ninguna de ellas pagan ni cerca de esa suma”, dijo Levin. “La gran brecha entre la tasa vigente y lo que las empresas realmente pagan se debe en gran parte a agujeros legales y artilugios que horadan nuestro código fiscal”.

 

Además, la carga tributaria sobre las empresas ha bajado. Como porcentaje del ingreso fiscal nacional, los impuestos a las empresas han bajado a un 9%, comparados con más de 30% en la década de 1950.

 

Fuente: Clarin.com 07-2013

 

Estudio AGML : Estudio Contable Impositivo

Te.:4571-6059       
Cel.:156-8021497 
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.